Skip to content

En 1989 comenzamos nuestra andadura como olivicultores

Somos olivicultores desde 1989 y en el año 2001 decidimos dar el salto a la industria de la transformación con una almazara propia.

¿Qué es Coto Bajo?

Contar con nuestra propia almazara nos permitió molturar nuestras aceitunas producto de los más de 570.000 olivos que se extienden a lo largo de las 860 hectáreas que conforman nuestras fincas de regadío, «El Gamo» y «El Ahijadero» que juntas forman Coto Bajo.

olivares de cotobajo

Nos encontramos en la Campiña del Guadalquivir, mirador privilegiado desde el que contemplamos el castillo de Almodóvar del Río y la falda de Sierra Morena.

Nuestro olivar, rico en biodiversidad, nos permite disfrutar de aves como la cogujada, mochuelos, garzas, parejas de faisanes y perdices, entre otras aves, han encontrado su hogar en nuestros cultivos. Conejos, zorros o jabalíes, también se incluyen entre la variedad de especies que disfrutan del entorno de Coto Bajo.  El manejo natural que hacemos de nuestro campo atrae a apicultores a colocar sus colmenas en nuestro olivar, obteniendo mieles de campiña únicas de alta calidad y pureza.

Este paraje único en el mundo por su clima, variedad de suelos y fauna, nos motiva como agricultores a cuidar del medio ambiente, a cultivar de manera sostenible nuestro olivar y a producir con el mayor cuidado por la calidad, nuestros aceites de oliva.

El olivar de nuestra finca lo conforman olivos de distintas variedades.